Menu
RSS

Buscar en todas las Noticias

Por Fenómeno de El Niño, nivel de embalses por debajo de 27% prende alarmas

0
0
0
s2sdefault
Para el 18 de marzo, los embalses registraron niveles de 35,74%, seis puntos por encima del nivel de alerta que es de 27%
Los embalses han sido protagonistas desde que comenzó el fenómeno de El Niño, y al día de hoy siguen siendo tema de discusión, pues según los últimos datos de XM (18 de marzo), el nivel se encontraba en 35,74%, algo que para los analistas refleja que no han dejado de descender.
 
“El nivel de los embalses que alimentan las hidroeléctricas no deja de descender. Actualmente, se sitúan en un nivel de 35%”, indicó Sergio Cabrales, docente de la Universidad de Los Andes, a través de su cuenta de X.
 
Sin embargo, pese a que no es un nivel muy alto, se considera que aún no está en alerta.
 
“Existe regulatoriamente un nivel de referencia a partir del cual se prenden las alarmas, que ahora está en 27% aproximadamente, y que se llama la Senda de Referencia y puede tener una holgura adicional que se llama ‘Senda - X”, explicó Julio César Vera, presidente de Xua Energy.
 
Sabiendo eso, Vera comentó que “estamos en un nivel agregado de los embalses de 35,74%, es decir, todavía unos seis puntos por encima del nivel de alerta”. Sin embargo, recalcó que no hay que bajar la guardia, pues “de seguir la tendencia de desembalse diario, entre 0,4% y 0,5%, a finales de mes estaríamos en el punto de alerta del sistema”.
 
No obstante, Adrián Correa, director de la Unidad de Planeación Minero Energética, comentó en una entrevista radial con La W, que todavía no hay riesgo para responder a la demanda de energía, y que, incluso en los escenarios en donde el fenómeno de El Niño se propague más de lo esperado, el país está blindado para afrontarlos y cubrir la demanda.
 
El panorama regional
 
Ahora bien, el nivel de los embalses en las regiones del país muestra ciertos niveles que para algunos pueden ser preocupantes.
 
No obstante, hay que señalar que “no existe una relación directa entre la ubicación del embalse y el servicio de energía en ese lugar, porque la energía generada se distribuye en redes nacionales. Por eso tampoco es relevante la ubicación de las generadoras térmicas, ellas respaldan la generación nacional, no local”, aseguró Camila Orbegozo, directora de análisis sectorial y sostenibilidad en Corficolombiana.
 
En línea con los niveles de las regiones, también hay ciertas hidroeléctricas que están en la mira de algunos analistas por su bajo nivel.
 
Cabrales, por ejemplo, destacó que “algunos de los principales embalses de las hidroeléctricas se encuentran en niveles inferiores a 30%, como es el caso de Guavio con 10,3%, Ituango con 9,9%, Chivor con 23,1% y Sogamoso, con 28,5%”.
 
De hecho, dentro de las que menciona el analista, Guavio es la hidroeléctrica de menor nivel de las tres que se encuentran en la región Oriente; sin embargo, revisando datos de XM, todas se mantienen abajo de 30%, pues Esmeralda está en 23,15% y Chuza en 19,2%.
 
¿Cómo se mitiga el bajo nivel?
 
Para controlar el desembalse y el riesgo de acercarse al nivel de alerta, “la generación térmica con gas y carbón, e inclusive con líquidos, ha jugado un papel fundamental y hoy representa 38,5% de la generación diaria del país para atender la demanda de energía, mientras en un escenario normal dicho suministro no llega a 20%”, explicó Vera.
 
Además, mencionó que aunque dicha generación térmica es más costosa y tiene efectos sobre aquellos comercializadores que tengan menor cobertura en contratos, “garantizan que el país no se vea sometido a posibles limitaciones en el suministro”.
 
Por Karen Mora para LaRepública.