Menu
RSS
 

La ola de frío en Estados Unidos lanza una polémica sobre las energías renovables

0
0
0
s2sdefault

Gente espera en la cola para llenar los tanques de propano el miércoles 17 de febrero de 2021, en Houston Foto: AP - David J. Phillip Gente espera en la cola para llenar los tanques de propano el miércoles 17 de febrero de 2021, en Houston Foto: AP - David J. Phillip En Texas, Estados Unidos, la ola de frío ha privado de electricidad a unas dos millones de viviendas desde el domingo. A los cortes de luz se suma la escasez de agua, debido a que el sistema hidráulico funciona también con electricidad. Esto ha generado un viva polémica entre diferentes figuras políticas.

Las dificultades que ha generado la inédita ola de frío en Texas han exacerbado las tensiones y golpeado el orgullo del estado conocido por ser el mayor productor de energía de todo el país. Cuando dos millones de viviendas enfrentan los rigores del invierno sin electricidad y sin agua, muchos exigen explicaciones a los políticos.

“Esto demuestra que el Green New Deal sería mortal para Estados Unidos”, dijo el gobernador republicano de Texas, Greg Abbott, quien no dudó en atacar la política de transición energética hacia fuente de energía renovables. “Nuestras plantas de energía solar y eólica están cerradas. Eso provocó la disminución de la producción eléctrica. Es la prueba de que la energía fósil es necesaria”.

El administrador de la red eléctrica estatal recordó sin embargo que el 60% de las plantas eléctricas que se paralizaron con la ola de frío utilizan gas, carbón y energía nuclear.

“Es una distracción inútil”, dijo la directora del condado de Houston, Lina Hidalgo, haciendo un llamado a no politizar el problema. “Hay gente tratando de sacar provecho político mientras que millones de personas tienen frío. En este momento estamos tratando de sobrevivir y de prepararnos para varios días sin electricidad. Esperemos que la red aguante”.

En 2011, luego de un invierno riguroso, las autoridades federales habían aconsejado preparar la red energética de Texas para enfrentar períodos de frío extremo. Sugerencia que se dejó en el cajón de los olvidos.

Beto O'Rourke, excandidato texano en las primarias demócratas, dijo al canal MSNBC que la situación es "peor de lo que se dice" pues "la gente ha pasado días sin electricidad".

"La capital energética de América del Norte no es capaz de proporcionar la energía necesaria para calentar y alimentar los hogares de las personas que viven en este gran estado", agregó. "Estamos cerca de ser un estado fallido en Texas".

Hasta un 73% de Estados Unidos -excluyendo Hawái, Alaska y otros territorios fuera del continente- estaba cubierto de nieve en la madrugada del miércoles, según el NWS. Un récord desde 2003, cuando empezó a tomarse esta medición.

Fuente: rfi.fr/es